Cultura

Desaparece por completo «Guendanabani» obra escultórica de Víctor Cha’ca’ en el crucero de Juchitán

Gerardo Valdivieso Parada
Juchitán, Oax.- El conjunto escultórico “Guendabani” del mas grande artista vivo de Juchitán, Víctor Cha’ca’, colocado en 1996 en el crucero de la ciudad ha desaparecido completamente.
Todavía en este año se mantenía en pie la última pieza de cuatro esculturas tallados en madera por el artista originario de la Octava Sección que reconoció que fue su primera obra escultórica de gran formato.
La obra fue colocada luego que el edil, Oscar Cruz López, inaugurará el crucero de la ciudad, fue la última obra escultórica que realizó Víctor Orozco antes de peregrinar a la ciudad de México, luego la ciudad de Oaxaca y finalmente asentarse en San Agustín Etla en donde tiene su taller.
Antes de Guendanabani talló dos esculturas: una ubicada sobre la calle Adolfo C. Gurrión hoy desaparecida y otra sobre la calle Belizario Domínguez a la entrada del templo provisional de San Vicente Ferrer, la que aún sigue en pie.
El artista plástico explicó que las cuatro esculturas que conformaban guendanabani representan los cuatro elementos: agua, aire, tierra, fuego, las que podían discernirse por el tallado de sus cabezas en donde se apreciaba el detalle de cada elemento.
Por ser un material no muy resistente a las inclemencias del tiempo como las lluvias y recientemente por los temblores, fueron cayendo y desapareciendo una a una de sus piezas aún cuando a principios del 2000 en el trienio del expresidente Alberto Reyna Figueroa, fue remodelado y reforzado.
Víctor Cha’ca’ tiene esculturas de gran formato como la que se encuentra en la ciudad de Toluca llamada “Nido de pájaros” y tiene en proyecto una obra de gran formato en León, Guanajuato.
El artista plástico creó una colección de esculturas gigantes llamado “guendaxhoo” (violencia) que se expuso en el Museo de Arte de Monterrey, en la explanada de Santo Domingo en la capital del estado y expuesto un tiempo en el parque central Benito Juárez en esta ciudad.
Aunque reconoció que la obra que se ubicó en el crucero y que se popularizó como “las espermas” ya había cumplido su ciclo lamentó que las autoridades municipales no le hubieran cuidado “nadie se preocupó por la escultura, no le dieron mantenimiento”.
Agregó que desde la administración municipal de Daniel Gurrión Matías, recomendó que el espacio fuera ocupado por otra escultura de otro artista juchiteco ya que es una ubicación ideal.
El maestro descarta elaborar una escultura para un espacio público de la ciudad, primero porque consideró que los políticos inflan los precios de las obras y le entregan una bicoca al artista y porque las autoridades no le dan la importancia que deben a una obra artística.
Su mas reciente exposición fue “Génesis” que está conformado por 40 trabajos de cerámica y pintura, la cual arrancó exhibiéndose en Oaxaca para luego recorrer otros espacios culturales del país y del extranjero.
Desde el 2017 el artista trabaja en el proyecto escultórico Tzompantli: una serie de esculturas talladas de troncos rescatadas de las casas tradicionales que cayeron con el terremoto del 7 de septiembre, que contempla la edición de un libro y una serie de exposiciones que por la pandemia está estancado.

Publicaciones relacionadas

Your reaction

NICE
SAD
FUNNY
OMG
WTF
WOW
Mira también
Cerrar
Botón volver arriba