Usted esta aqui
Inicio > Cultura > Las casas tradicionales resisten: Gerardo De Gyvés

Las casas tradicionales resisten: Gerardo De Gyvés

Gerardo Valdivieso Parada

Juchitán, Oax.- El terremoto del 7 de septiembre no pudo derribar la inmensa mayoría de las casas tradicionales en la región del Istmo, aseguró, Gerardo de Gyvés, ingeniero experto en edificaciones vernáculas: “se agrietaron los muros, se cayeron las tejas, no las pudo tirar el sismo, resistieron la fuerza de un sismo descomunal”.
Este terremoto que no se registraba desde hace 150 años causó daños a las edificaciones de ladrillo y teja que no les había pasado nada hasta el 7S, que fue un sismo de una magnitud que afectó también a edificaciones modernas de concreto por lo que el discurso de que los materiales de la región son inadecuados para los sismos es un mito aseguró.
“Las réplicas mas dañinas no han sido la naturaleza, la réplica más grave, más dañina, ha sido las réplicas de las instituciones, la réplica de Sedatu, del gobierno, que no ha hecho nada por orientar a la población que podía hacer para no perder sui casa, patrimonio histórico, parte de una identidad cultural” dijo el ingeniero.
El gobierno se cruzó de brazos y dejó que se ejecutará un crimen por parte de las empresas que “vinieron a convencer a nuestra gente de que su casa ya no sirve ‘que te va salir gratis tirarlo ahorita porque después te va costar, y si no tiras tu casa no te voy a dar una tarjeta miserable’ y cómo no hubo orientación permitió que tirarán sus casas”.
Aseguró que desde el inicio el discurso oficial fue de menosprecio a la vivienda tradicional describiéndola como vieja y con materiales que no resistieron el sismo para convencer a la gente a desestimar el valor de sus casas:
“Al sistema liberal del mercado le estorba la cultura de los pueblos, le estorba todo lo antiguo, ellos preferirían una plaza Wal-Mart en vez de este mercado, destruir las viviendas o dejar que se destruyan es otra acción más de esa cúpula que está acabando con este país”.
Sin embargo consideró “que todavía se puede recuperar muchos aspectos de lo que significa las viviendas tradicionales”, ya que la casa tradicional tiene historia, valor familiar, personal “y cultural por que le dan una identidad con los pueblos, nunca será lo mismo una ciudad nuestra con casas cuadradas, con techos de concreto a las casas de tradicionales de ladrillo y tejas”.

Top